BIENVENIDOS

Bienvenidos al Blog personal/profesional de Ricardo Fueyo, psicólogo de Zaragoza (España). Por fin pongo en marcha mi blog. Esto era una idea de hace bastante tiempo pero nunca he conseguido reunir la suficiente energía para empezarlo y, lo que es más complicado, mantenerlo. Este es un blog personal/profesional pero siempre desenfadado acerca de aquellas cosas que considero importantes pero que requieren de un dinamismo mayor que la información que podemos encontrar en http://www.ricardofueyo.com/. Dos son los temas a los que va orientado este blog: De un lado, la psicología, objeto de mi interés profesional y de otro, y desde que en noviembre de 2007 diagnosticaron a nuestro hijo Jorge de Enfermedad Celíaca, la celiaquía uno de mis objetos de interés personal. Este blog pretende por lo tanto servir de punto de encuentro entre estos dos temas más aquellas otras cuestiones desenfadadas que se nos vayan ocurriendo. En este blog son bienvenidas, experiencias relativas a la psicología, a la convivencia con la celiaquía, consejos, recetas, restaurantes para celíacos, viajes, referencias de ideas, vídeos, documentación, bibliografía. etc. Empezamos y ya veremos cuándo paramos.

lunes, 27 de septiembre de 2010

Celíacos y celíacas y personas con enfermedad celíaca...

Yo tuve un compañero de trabajo que, con no poco sentido del humor, comentaba... "Yo primero fui minusválido, después pasé a ser disminuido, ahora soy discapacitado...¡PERO SI YO TODA MI VIDA HE SIDO COJO!" Con estas palabras ilustraba mi compañero que ha tenido que ir adaptando, con el paso de los años, la terminología a lo políticamente aceptado y aceptable, mientras que permanecía invariable su percepción de su discapacidad y, lo que es peor aún, su percepción de las discriminaciones de las que era objeto por motivo de su discapacidad.

Ahora, si cogemos cualquier revista especializada sobre el tema o cualquier artículo vemos que hay distintas formas de referirse al colectivo: celíaco/a, persona con celiaquía, persona con enfermedad celiaca, intolerante al gluten... De todas estas acepciones, la que me resulta más cómoda es la de celíaco/a. No sólo porque me resulta más fácil de teclear (que también) sino porque me niego a ir cambiando la denominación conforme la sociedad vaya desgastando los términos a base de discriminación. Así pues, mi hijo es celíaco porque lo digo yo (y su médico, fundamentalmente) y sobre todo, porque lo dice él, porque desde los 2 años ha aprendido a decir que es "celíaco y que no puede tomar gluten" (con estas palabras). Aprender a manejar la propia enfermedad empieza por denominarla sin tapujos ni prejuicios. Para mí, uno de los mejores ejemplos son los Ciegos Españoles (ONCE). Se llamán a sí mismos "ciegos" y han pasado por encima de términos como "invidentes", "personas con agudeza visual reducida."... y la verdad, no les va nada mal.
Por todo esto, pienso que el debate no es tanto cómo queremos que nos llamen sino cómo queremos que nos traten. El debate se debe centrar en prevenir que conductas discriminatorias (en restaurantes, charcuterías, comedores escolares...) desgasten el término celíaco para poder seguir utilizándolo con orgullo y comodidad.


8 comentarios:

Yoli dijo...

Hola, nos encanta tu blog, si quieres pasate por nuestros blogs:
http://yoli99.blogspot.com/
http:lospokemondepablo.blogspot.com/ te estaremos muy agradecidos nos haremos seguidores si tu te haces del nuestro Gracias

Ricardo Fueyo dijo...

Hola Yoli, muchas gracias por tus palabras y por tu invitación. Lo único es que me estoy centrando únicamente en el tema de la celiaquía.
Un saludo,
R

Sonia Gluten Free dijo...

Hola Ricardo, gracias por tu entrada.
Tengo una nieta celiaca de ocho años diagnosticada con dieciseis meses, no quiero recordar la preocupacion y el dolor que sentia al ver a mi niña cada dia mas delagdita, pelo empobrecido, carente de defensas....los medicos insistian que el diagnostico era " virus de guarderia". Desde ese momento, me dedique a difundir, reivindicar y tarbajar para que el mundo conociera esta enfermedad, a veces de dificil diagnostico.

Fijate que las ultimas invistigaciones nos dicen que esta aumentando considerablemente el diagnostico en personas mayores !
Bueno un placer, tengo que irme.
De nuevo gracias y un beso
sonia

Ricardo Fueyo dijo...

Hola Sonia, gracias por tus comentarios. Parece que yo tuve más suerte que tú, porque aunque a Jorge se le diagnosticó con una edad parecida a la de tu nieta, nunca llegó a padecer los síntomas con tanta severidad. Mi mujer y yo siempre hemos coincidido en que eso nos hubiese podido hasta dar una perspectiva distinta del problema. Efectivamente, se está ampliando el diagnóstico en mayores, entre esos que siempre tuvieron una digestión "rara y pesada", problemas de colon, etc. Creo que estamos viviendo la época dorada de esta enfermedad y yo tengo una apuesta con mi mujer a que dentro de 10 años los celíacos pueden comer fuera de casa sin problemas de contaminaciones cruzadas (o con pastillas o porque se haya eliminado el gluten de algunas variedades de cereales o quién sabe por qué pero tengo esa intuición). La ciencia está avanzando de forma exponencial y empezamos a ser muchos. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Muy buen post, estoy casi 100% de acuerdo contigo :)

Anónimo dijo...

Saludos, muy interesante el articulo, espero que sigas actualizandolo!

Ricardo Fueyo dijo...

Muchas gracias a ambos por vuestros comentarios. Perdonad por el retraso en contestar pero tenía estos comentarios perdidos. Un saludo.

Ricardo Fueyo dijo...

Muchas gracias a ambos por vuestros comentarios. Perdonad por el retraso en contestar pero tenía estos comentarios perdidos. Un saludo.